Partido de izquierda italiana entregó programa de intercambio

121115napoles01por MPPRE

Italia, 11 de diciembre de 2015 (MPPRE).- El Partido de izquierda italiano, Partido de los Comités de Apoyo a la Resistencia – por el Comunismo (P-CARC), manifestó su solidaridad con la República Bolivariana de Venezuela y su proyecto bolivariano, entregando en el día de ayer una propuesta complesiva de trabajo para el 2016, en la sede del Consulado General en Nápoles.

Fabiola D’Aliesio, secretaria de la Federación de la Región Campania sostuvo un encuentro con la cónsul general, Amarilis Gutiérrez Graffe, en el que trasladó la importancia que constituye el proyecto bolivariano, el legado del Comandante Hugo Chávez, hoy llevado adelante por el Presidente Nicolás Maduro, como ejemplo a nivel internacional.

El Partido CARC viene colaborando desde hace diez años con el proyecto bolivariano y para el 2016 ha entregado una propuesta que abraca la participación directa en el “IV Encuentro Italiano de Solidaridad con la Revolución Bolivariana” a celebrarse en Lecce, abril de 2016.

Para la ocasión proponen el intercambio directo entre trabajadores italianos y venezolanos en el sector portuario e industrial. Proponen además el intercambio sobre las experiencias de las fábricas autogestionadas por los obreros y finalmente el intercambio teórico sobre el pensamiento de Antonio Gramsci.

Han invitado a Venezuela a la “Fiesta de la Reconquista Popular” a celebrarse en julio de 2016, para que liderice el encuentro “Procesos revolucionarios y Solidaridad Internacional”. De igual modo publicarán en español el Manifiesto-Programa del nuevo Partido comunista italiano, para realizar un intercambio y análisis crítico, a la luz de las nuevas experiencias internacionales.

Respaldo al Gobierno Bolivariano

D’Aliesio agregó “es evidente la existencia de una fuerte campaña que trata de sofocar el proyecto en Venezuela. Sabotajes, campañas difamatorias, guerra económica han sido las herramientas utilizadas. Venezuela ha demostrado la bondad y los resultados políticos, sociales y culturales alcanzados en este período. Damos toda nuestra solidaridad internacional para seguir acompañándolos”.

Agregó que “el gobierno guiado por el presidente Maduro ha dado una lección de democracia buscando todas las herramientas posibles para evitar la violencia y construir una Diplomacia de Paz, así lo demustran las elecciones del 6 diciembre”./Consulado.

Análisis de Entorno Situacional Político (14dic2015)

por Néstor Francia

Lunes 14 de diciembre de 2015

– El cubo de Rubik

– Grises

– Sin subestimaciones

– Errores viejos y errores nuevos

– Posiciones diversas

– Comenzando por casa

– La onda crítica

– Hay de todo

– Que cien flores se abran…

– Maduro sobre el debate

– Esperemos los resultados

– Todos somos responsables

– “Cabeza e mango” y Delcy

– Corte de cabezas y actitud defensiva

– Sobre culpa y responsabilidad

– Los Generales y la batalla

– Ni volvernos locos no hacernos los locos

– Planteamientos de los Círculos Bolivarianos

Armar el cubo de Rubik es una simple bagatela, comparado con la gran complejidad del momento político en Venezuela. Ninguna visión simplista, unilateral o maniquea puede ser aplicada en esta circunstancia. Esto no lo decimos ahora, ya lo asomamos en nuestro Análisis del 17 de noviembre, tres semanas antes de las elecciones: “Ninguna lectura de los resultados más o menos previsibles para el 6D podrá ser plana ni maniquea. Habrá grises, sin duda, dadas las circunstancias extraordinarias en que esos comicios tendrán lugar”. Sin embargo, un resultado electoral como el que hubo no estaba en los rangos superiores de nuestras suposiciones. Quedamos tan sorprendidos como todos.

Una de las cosas que es necesario entender desde el principio es que ninguno de los dos grandes bloques políticos está en capacidad de subestimar al otro. Son dos fuerzas presentes con firmeza en el escenario, en una pugna cuyo desenlace es difícil prever. Otra, es que el completo acierto no está de ninguno de los lados. Sectores de ambos polos han cometido y están cometiendo errores, que si no corrigen, los llevarán a cometer no solo los mismos errores, sino también errores nuevos.

Por el momento ensayaremos alguna mirada sobre los comportamientos actuales de cada uno de los bloques. El plural se justifica, ya que en ambos hay posiciones diversas, no podía esperarse otra cosa en un momento tan complejo. Comenzaremos hoy por casa, hablemos de algunas actitudes en el seno de la Revolución. Mañana le entraremos a la contrarrevolución, incluida su propuesta inicial de agenda parlamentaria, ya presentada, y por demás interesante, dado todo lo que implica, lo que revela, lo que esconde, lo que significa y las tácticas que anuncia. En ninguno de los dos casos podemos ser exhaustivos, se trata de acontecimientos en pleno desarrollo, como dice Walter, que todavía han de deparar movimientos de diverso tipo.

La Revolución anda en la onda de la crítica y la autocrítica, como consecuencia de la sonora derrota (aunque en realidad esto debería ser un proceso rutinario y permanente, y no solo cuando nos dan unos palos). Aun hay que ver cómo se cuecen las habas en este asunto, ojalá no termine como las famosas 3R que impulsó Chávez, que al final terminaron siendo poco más que frases para consignas o piezas publicitarias.

En el actual proceso crítico hay de todo en distintas dosis: gritos y reflexiones, tolerancias e intolerancias, acusones y acusetas, ofensivos y defensivos, moderados y exagerados. Está bien, ya que no podemos esperar unanimidad ni pensamiento unívoco en medio de este necesario despelote que se ha armado, tiene que ser como la frase de Mao que recordó el presidente Maduro: “que cien flores se abran y compitan mil escuelas”.

El presidente Maduro ha venido diciendo cosas convenientes en torno al debate, Dios quiera que lleven a logros positivos que nos permitan revertir el peligroso camino de retroceso que se abrió con los resultados del 6D.

Confesamos nuestras dudas razonables, porque “el picao e culebra cuando ve bejuco se asusta”, pero confiemos; una vez más, confiemos. Maduro ha dicho que “O en Venezuela salimos de este atascadero en el que esta guerra económica nos metió, que nuestros propios errores nos metieron, la burocracia, la corrupción que envolvió las políticas revolucionarias… o Venezuela va a entrar en un gran conflicto”.

Otra del Presidente: “Hay un conjunto de problemas, de errores acumulados que el pueblo debe saber que yo estoy perfectamente consciente y he convocado a un diálogo con el pueblo… Un renacer de la fuerza popular de la revolución bolivariana, eso es lo que yo quiero, estoy dispuesto a encabezar una revolución radical, socialista, popular”.

Y aun otra, sobre el tema comunicacional: “Nosotros nos quedamos con el discurso antiguo, discursero, agitador, consignero y, en algunos casos, panfletario. Hay que decir la verdad. Tenemos que renovar el discurso político en su contenido y en su forma. No podemos quedarnos hablándole solo a los convencidos” . Bien, se están realizando o están por realizarse asambleas, congresos, reuniones diversas, se han nombrado comisiones, etc. Muy bien, esperemos buenos resultados, pero eso solo será posible, si de verdad cada quien asume su responsabilidad.

Aquí volvemos a la metáfora del espejo que usó Chávez: tenemos que vernos las caras en el espejo, no solo voltear a ver a los demás. Aquí todos somos responsables, de eso hay que hablar, pues hay dos actitudes recientes que nos dan pie para un comentario final de este Análisis de hoy: la de Osvaldo Rivero, “Cabeza e mango” y la de Delcy Rodríguez.

El camarada Rivero dio un discurso que circuló profusamente por las redes y que generó reacciones diversas. Lleno de una rabia sin duda justificada tanto por la frustración como por la constatación de los errores de la dirigencia, asumió una crítica radical que apunta al corte de cabezas. Por su parte, la camarada Rodríguez asumió una actitud defensiva ante las críticas cuando afirmó que hay “Compañeros que dicen estar en las filas de la Revolución culpando a ministros y líderes del PSUV… no busquemos las causas del lado de la Revolución. Rectifiquemos al máximo nuestra eficiencia para derrotar a la contrarrevolución”.

Nosotros no adosamos ninguna de estas dos posiciones, porque en ambas hay razones y sinrazones. Es necesario diferenciar entre los conceptos de “culpa” y “responsabilidad”, son cosas distintas. Culpable es aquel que hace daño con intención, responsable es aquel que comete errores que conllevan a resultados negativos. Ninguno de los revolucionarios sinceros somos culpables de la derrota, pero todos somos responsables por ella. Culpables son, por ejemplo, los corruptos y los hipócritas (los infiltrados vestidos de rojo pero que votan por la oposición), responsables somos todos los demás en el campo revolucionario, ya que remamos en el mismo barco.

Nuestros ministros y dirigentes partidistas (los que no son corruptos, no sabemos si algunos lo es) merecen respeto y reconocimiento. Han trabajado con denuedo, a menudo exhiben las ojeras de la falta de sueño, hay más bien que agradecerles por su gran esfuerzo en la defensa de la Revolución.

Por otro lado, cuando en una guerra se pierde una batalla, todos en los ejércitos son responsables, pero hay uno que lo son más que otros. Los principales responsables de la derrota son los generales, no hay duda, y así deben ellos mismos asumirlo. Es lo que hace el presidente Maduro, como vimos, cuando se pone al frente del proceso de crítica. Pero eso no significa que vamos a degradarlos a todos, a descabezar las fuerzas o ponerlas bajo el mando de oficiales bisoños, inexpertos. Es necesario hacer movimientos en las jerarquías pero sería un nuevo gran error decapitar a la Revolución. Es momento de caminar con pie de plomo, mantener la unidad y actuar con el corazón ardiendo y la cabeza fría. No podemos ni volvernos locos ni hacernos los locos. Veamos: ¿Acaso no es también responsable “Cabeza de Mango” de cierta comunicación sectaria, prepotente, simplista, acrítica, panfletaria, como ha dicho el Presidente, que lamentablemente abunda en los medios del Estado? Yo no condeno al camarada por su reciente manifestación de rabia ni por su pasión, pero sí crítico la superficialidad de su planteamiento y su ataque despiadado contra la dirigencia revolucionaria, que puede atentar contra la necesaria unidad. Y también ¿Acaso Delcy Rodríguez no está reconociendo la incidencia de errores de la dirigencia cuando señala que “rectifiquemos al máximo nuestra eficiencia”?

Yo no condeno a la camarada por su defensa leal de la dirigencia revolucionaria, pero sí crítico que en un momento como este se pretenda diluir responsabilidades y asignar el origen de la derrota solo a la acción del enemigo. En fin, ni tan calvo ni con dos pelucas. Es momento de paso firme, de profundización en la reflexión. En ese sentido nos parecen positivos algunos de los planteamientos de los camaradas de los Círculos Bolivarianos, sin que necesariamente los compartamos todos. Ellos hablan de la necesidad de “Una actitud reflexiva, tolerante, de compromiso unitario, que admita un serio debate crítico y autocrítico, que nos coloque en la perspectiva de las tres R… ni justificación ni ataques destemplados, sino debate revolucionario con madurez, humildad y gallardía en el reconocimiento, apertura real de las compuertas de la participación protagónica y construcción de una auténtica dirección colectiva de la Revolución”.

Claro, también se refieren a algo justo aunque yerren en la generalización: “La existencia de un Estado corrupto e inepto, que no responde a las necesidades inmediatas del pueblo, ni a las exigencias estratégicas de construcción del socialismo, constituyendo una inmensa sociedad de cómplices, burócratas enseñoreados en una ofensiva impunidad y alejado totalmente del sentimiento popular”. Habría muchas otras cosas por decir, pero demos tiempo al tiempo, está bueno por hoy.

Germán Ferrer: «Necesarias medidas para fortalecer la producción»

por www.psuv.org.ve

Germán Ferrer, coordinador General Nacional de la Asociación Nacional de Redes y Organizaciones Sociales (ANROS) y diputado reelegido a la Asamblea Nacional (AN) por el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), señaló que “es necesario impulsar medidas dirigidas a crear condiciones para fortalecer el aparato productivo”.

De no lograr la producción interna no se podrá “abatir la inflación”, advirtió Ferrer, y subrayó que se deben tomar medidas puntuales, como resolver el problema del dólar. “Tenemos que definitivamente hacer una unificación cambiaria, cobrar la gasolina, estamos pagando para regalarla y tomar una cantidad de medidas a nivel macroeconómico que son necesarias para que el país avance”, señaló.

Ferrer fue enfático en afirmar que no se debe “emitir más dinero inorgánico y se deben limitar las importaciones”. Los recursos, sostuvo, se deben emplear para “favorecer el aparato productivo nacional, que es lo único que nos puede mantener y darle sostenibilidad a toda la propuesta de cambio que tenemos en Venezuela”.

“Volver a la gente”

El resultado de las elecciones parlamentarias, exhortó Ferrer, “evidentemente nos tiene que llamar a la reflexión”. A esto agregó que “es importante volver a la gente, a la comunidad Toda nuestra dirección política y el Ejecutivo debe atender las peticiones de nuestro pueblo, tenemos que acercarnos realmente para interpretar el sentir de las comunidades”.

No negó que que el resultado de las legislativas, también obedece “al ataque feroz por parte de ente internos y externos, sobre todo desde el punto de vista económico, por lo que necesitamos obligatoriamente las reformas desde la perspectiva económica”.

Como parlamentario, aseguró que hará todo el esfuerzo necesario para preservar y mantener los logros legales alcanzados por el pueblo venezolano con el proyecto revolucionario, en particular la consolidación del poder popular, “vamos atender el trabajo comunal, las comunas, los consejos comunales y las organizaciones sociales en todos los aspectos”.

Hizo un llamado a unir al pueblo venezolano en función de “salir adelante, buscar voluntades que permitan realmente superar todas las dificultades que tenemos en este momento”.

15 Años de anros

Ferrer hizo estos planteamientos en la plaza Bolívar, a donde acudió a colocar una ofrenda floral ante la estatua ecuestre de El Libertador Simón Bolívar, con motivo de la celebración del 15° aniversario de Anros, en compañía de miembros de esta organización.

Sobre el particular, comentó que en el año 2000 cuando el presidente Hugo Chávez impulsó acciones para crear organizaciones a fin de vincularse con las comunidades, “nosotros surgimos en ese momento con una propuesta, que fueron los gobiernos comunitarios, que hoy está plasmado en la ley de los Consejos Comunales”.

Pasado un tiempo, explicó que orientó el trabajo fundamentalmente hacia el sector de la formación en 14 áreas de trabajo, para lo cual disponen de una página web: http://www.anros.gob.ve, desde donde dictan on-line talleres y diplomados en torno a la formación socio política.

También, señaló que tienen relaciones a escala internacional, con núcleos en América Latina, Argentina, Chile, Ecuador, Brasil y en Europa, concretamente en Italia y Alemania. En Venezuela se han expandido en todo el territorio nacional.

Sobre la forma de interactuar, Ferrer explicó que Anros es una organización que fundamentalmente va a las comunidades por medio de campamento de formación socialista, que tiene la capacidad de formar cerca de 120 a 150 líderesas y líderes comunitarios, quienes posteriormente pasan al trabajo social en las comunidades.

En cuanto a lo político, indicó que en Anros participan miembros y simpatizantes de los partidos políticos que conforman el Gran Polo Patriótico Simón Bolívar  (GPPSB), pero también quienes no tienen militancia partidista, “consiguen un espacio para el debate y la discusión”.

Correo del Orinoco 

Sr Presidente, conduzca Ud la marcha hacia el revocatorio

por Julio Escalona – radiomundial.com.ve

Por supuesto, Ud. no lo puede convocar. La Constitución de la República Bolivariana de Venezuela (CRBV) establece un procedimiento claro. Lo que Ud. puede es llamar e incluso retar a los sectores radicales de la oposición que están dispuestos a incendiar al país pidiendo su renuncia, a que tomen el camino constitucional. A que se atrevan a tomar ese camino y conocer la derrota.

¿Por qué sugiero eso?

Creo que el resultado electoral compromete, de alguna manera, a todos los que militamos en el proceso bolivariano. Especialmente a los dirigentes de dicho proceso y particularmente al Presidente de la República, compañero Nicolás Maduro, nuestro líder máximo.

La decisión del Presidente Maduro de aceptar rápidamente el triunfo de la oposición y señalar tareas importantes para los revolucionarios venezolanos, lo afirma como presidente.

Sin embargo, debido a la conducción del enfrentamiento a la guerra económica y a problemas en el desarrollo de la campaña electoral y sus resultados, la derrota experimentada en estas elecciones, algunos militantes están pidiendo la renuncia del presidente Maduro.

Eso es un error. La Presidencia de la República nunca estuvo en juego ni está en juego en este proceso de consulta electoral que está concluyendo. No podemos dejarnos confundir con campañas opositoras que sólo tienen como fin la desestabilización del gobierno bolivariano.

Sin duda ha habido errores, pero debemos organizar el diálogo y el debate y no simplemente personalizarlo, independientemente del peso del Presidente Nicolás Maduro. Ello puede conducir a un enfrentamiento entre personalidades sin penetrar en el fondo de los procesos y las reales responsabilidades políticas, sin negar que haya habido y hay responsabilidades personales, hay que ir al fondo de los errores sin complacencias.

El chantaje con el referéndum revocatorio y la derogación de leyes

La oposición, como obtuvo la mayoría calificada, como parte de la guerra psicológica que se continúa librando, corre rumores diciendo que pueden destituir al presidente Maduro. Es bueno aclarar que la Asamblea Nacional, bajo ninguna circunstancia, tiene atribuciones para destituir, por sí misma, al presidente Maduro, ni ahora ni más adelante.

No se trata de destitución. Lo que establece la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela (CRBV) en su Art. 72 es la posibilidad de revocar el mandato de funcionarios electos. Ese artículo dice:

Todos los cargos y magistraturas de elección popular son revocables

Transcurrida la mitad del período para el cual fue elegido el funcionario o funcionaria, un número no menor del veinte por ciento de los electores o electoras inscritos en la correspondiente circunscripción podrá solicitar la convocatoria de un referendo para revocar su mandato. Cuando igual o mayor número de electores y electoras que eligieron al funcionario o funcionaria hubieren votado a favor de la revocación, siempre que haya concurrido al referendo un número de electores o electoras igual o superior al veinticinco por ciento de los electores y electoras inscritos o inscritas, se considerará revocado su mandato y se procederá de inmediato a cubrir la falta absoluta conforme a lo dispuesto en esta Constitución y en la ley.

La revocación del mandato para los cuerpos colegiados se realizará de acuerdo con lo que establezca la ley.

Durante el período para el cual fue elegido el funcionario o funcionaria no podrá hacerse más de una solicitud de revocación de su mandato.

Esto es lo que la CRBV establece y con lo que el mando opositor trata de manipular y chantajear. Ahora bien, hay que comprender que muchos compañeros estén molestos, afectados, con rabia y por supuesto, piensen en la renuncia del Presidente de la República, lo que crearía un grave vacío de poder. Ese no es el camino pues lo que ocasionaría sería debilitarnos y facilitar el trabajo de la oposición para derrocar al proceso bolivariano.

La oposición amenaza con abrir un proceso revocatorio en correspondencia con el precitado Art. 72. Pero eso no es más que una maniobra para crear ruido, para tratar de mostrar que ellos tienen el mando y que nos pueden acorralar, incluso, forzar la salida del presidente Maduro. Esto no es posible, pero suponen que eso puede amedrentar al pueblo bolivariano y generar desmoralización y desesperación, sobre todo en el marco de una profundización de la guerra mediática.

Todas las declaraciones que están dando, amenazando con eliminar la Ley del Trabajo, sobre precios justos, propiedad inmobiliaria, cerrar el canal de la Asamblea Nacional, etc. son maniobras diversionistas para mantenernos en estado de shock tratando de ganar la guerra psicológica, independientemente de que van a tratar de concretar esos objetivos.

Creo que con valentía debemos asumir el proceso revocatorio, demostrar que no le tenemos miedo y que si se da lo ganaremos. El presidente Maduro debería decirles claramente que preparen los requisitos para pedir el revocatorio, que es bienvenido, que el participaría gustoso y de esa manera ponerlos contra la pared, quitarles la iniciativa, parar las maniobras y dejarlos sin fuerza para continuar chantajeando con el referéndum revocatorio.

Incluso, es preferible empujar por la vía del referéndum revocatorio, que dejar abierto el camino a las guarimbas pidiendo la renuncia del presidente Maduro. Esas guarimbas serían más dañinas que la vía constitucional, sobre todo si la iniciativa parte del presidente Maduro. El presidente Maduro es capaz de asumir sus errores y él lo ha reiterado en más de una oportunidad. La aceptación activa del referéndum revocatorio sería también una forma de autocrítica.

La batalla para revocar a los diputados

Sobre esto es importante estudiar el contenido y amplitud del Art. 197. Este dice:

Los diputados o diputadas a la Asamblea Nacional están obligados y obligadas a cumplir sus labores a dedicación exclusiva, en beneficio de los intereses del pueblo y a mantener una vinculación permanente con sus electores y electoras, atendiendo sus opiniones y sugerencias y manteniéndolos informados e informadas acerca de su gestión y la de la Asamblea. Deben dar cuenta anualmente de su gestión a los electores y electoras de la circunscripción por la cual fueron elegidos y elegidas y estarán sometidos o sometidas al referendo revocatorio del mandato en los términos previstos en esta Constitución y en la ley sobre la materia.

Lamentablemente esa ley no ha sido elaborada, pero es posible apelar a este artículo constitucional y mantenerlos en jaque para que se sientan amenazados por el revocatorio de su mandato y la posibilidad de que tengan que ir a una nueva elección. Eso tendríamos que aplicárselo también a nuestros parlamentarios para obligarlos a cumplir con sus deberes.

Este artículo hay que relacionarlo con los Arts. 5° y 6°. El artículo 5° establece taxativamente que la soberanía reside en el pueblo y es intransferible. Los diputados son unos mandatados. Pueden ser representantes que reciben un mandato, esencialmente son mandatados que deben rendir cuenta a sus electores. Son mandatados que sirven obedeciendo.

El Art. 6° deja claro que los diferentes mandados son revocables por tanto podemos mantenerlos en jaque y responderles medida por medida. Ello implica que nuestros diversos colectivos deben permanecer alertas y movilizados para convertir a los mandatados en gente que sirve obedeciendo.

Fue un triunfo del descontento y de la campaña que hizo la oposición

Hay una generalizada conclusión en el sentido de que, no fue un triunfo de la oposición sino un triunfo del descontento, lo que se complementa con que la oposición no hizo campaña.

Creo efectivamente, tal como Oscar Schemel lo afirmó reiteradamente, que al chavismo lo estaba derrotando el descontento; pero no es cierto que la oposición no haya hecho campaña. Afirmar eso puede significar que no comprendimos la campaña que la oposición estaba haciendo y por tanto, no la supimos contrarrestar y derrotar, lo que tiene que ver con los resultados que obtuvimos.

La oposición supo generar y multiplicar el descontento y procesos para “formatear” y “resetear” el cerebro de la gente. Creo que el gobierno no logró descifrar plenamente esta estrategia. Nuestra campaña no parece haber comprendido ese proceso, pese a que en mi caso y otros, repetimos machaconamente que el campo de batalla era el cerebro, la manipulación de las emociones, la destrucción de las redes de solidaridad, el estímulo al individualismo y el renacimiento y multiplicación de la mentalidad y las valores capitalistas, la campaña electoral bolivariana continuó por el camino de los cuñas, las marchas, los mitines, el 1×10, las concentraciones, etc. No es que eso no se hiciese, pero el trabajo tenía que centrarse en el campo simbólico, de las emociones, los sentimientos… Al no comprenderse la naturaleza de la campaña que estuvo planteada y estará planteada, se creyó y se cree que la oposición no hizo campaña. En parte por ahí se nos fue la victoria. Quien comprendió muy bien este proceso fue Jorge Rodríguez e hizo excelentes programas en “La política en el diván”, pero la dirección de los medios públicos dejó esos programas y otros, inmovilizados en las pantallas de los televisores.

(Ahora cuando estoy revisando este artículo estoy oyendo una magistral explicación de Mario Silva sobre la ingeniería social que se desarrollo para quebrar la conciencia de la gente y lograr la victoria de la guerra económica).

En mi artículo publicado en Últimas Noticias el 21-10-15, escribí lo siguiente:

La derecha, promoviendo el bachaqueo y las colas, ha ido demoliendo el tejido solidario y lleno de esperanza, haciendo renacer el individualismo y prácticas capitalistas. Si hay retroceso electoral este será un factor decisivo. No se derrotará (a la derecha) con jingles, marchas… La agitación no es la prioridad. Requiere provocar un esfuerzo de reflexión, prácticas solidarias y un ejemplo de humildad y solidaridad de la dirección política. Sin privilegios y sin “chapeo”. No puede haber un pueblo sufriendo y una burocracia dispendiosa, como una nueva clase. El ejemplo del presidente Maduro debe ser emulado. Sin Chávez, está enfrentando problemas más difíciles.

Hay que explicar claramente temas como: no es cierto que el incremento de los salarios sea un factor inflacionario, que la liquidez que genera el BCV sea la causa de la inflación, su correlación es con los precios especulativos, tal como lo han demostrado José Gregorio Piña y Luis Salas.

El cerebro está siendo vaciado y llenado con basura mediática e ideológica, las emociones y los imaginarios están siendo “formateados” para “limpiarlos” de sueños libertarios. El cerebro es el campo de batalla. Jorge Rodríguez, hijo, puede hacer grandes cosas con su programa La política en el diván. Este y otros programas se deben colocar en espacios públicos para que la población los conozca.

Vamos a votar por las listas del Polo Patriótico, pero después del 6D vamos a implementar los artículos 5° y 6° constitucionales para fundamentar que ellos no son representantes populares. Son unos mandatados que deben presentar cuentas ante el pueblo, dueño de la soberanía, y vamos a luchar para implantar la democracia participativa y protagónica, llamando a revocar a quienes no sean servidores del pueblo..

Como puede leerse, advertí sobre la posibilidad de un retroceso electoral vinculado con las características de la campaña.

Caracterizar mejor a la oposición

Esta es una oposición transnacional cuyos vínculos principales son con el capital, no con la nación venezolana. Por eso mismo su campaña electoral no fue diseñada, orientada y dirigida desde Venezuela sino desde EEUU. Por eso nos parecía que estaba como paralizada, pero no era así. Su campaña estuvo avanzando siempre con recursos informáticos, mediáticos, de inteligencia, militares, tecnológicos, de manipulación de la conducta y del cerebro. Menos con los recursos de una campaña electoral tradicional. Por eso decíamos no se les ve, han invisibilizado los candidatos, no se ven los afiches, etc.

Mientras, nosotros nos súper visibilizamos con marchas, grandes concentraciones, consignas, afiches, etc. pese a que tenemos grandes comunicadores. Los trabajos de Miguel Pérez Pírela, Mario Silva, Walter Martínez, Larissa Costas, Los Robertos, los jóvenes de Zurda Konducta, el Profesor Lupa, etc. no los supimos aprovechar confinándolos a las pantallas de la TV.

Dos visiones, dos éticas, dos culturas

Creo que fueron dos visiones diferentes de la comunicación y de la ética. Una caracterizada por la manipulación científica-tecnológica-militar, internacionalizada y la ética de los nazis; otra que intentó vincularse a nuestra cultura, menos científico-tecnológica y una ética mas relacionada con los valores democráticos, pero que, me parece, no encontró un perfil con una visión de conjunto, integradora de la ciencia, la tecnología, con las emociones, los sueños, la utopías libertarias… Más afectada por la cultura rentística del modelo petrolero transnacional y por eso trató de resolver muchos asuntos a “realazos” y con la dádiva demagógica, subordinadora de la conciencia y corruptora de los vínculos políticos, que en lugar de liberar, tienden a subordinar y corromper.

El pueblo venezolano fue colocado en estado de shock

Fuimos atacados por un complejo comunicacional internacional, súper mediático, de inteligencia, militar, político, diplomático, de ciencias de la conducta, de manipulación del cerebro, de manipulación de la mentira para convertirla en verdad, para la conversión de victimarios en víctimas apelando a las tácticas que utilizaron los nazis, etc.

Un día intervenía o declaraba Obama, otro día Kerry, el jefe del Departamento de Estado, otro día Kelly, el jefe del Comando Sur; otro día algún ex–presidente de América Latina o el gobierno español o líderes de la Unión Europea… Luego el Secretario General de la OEA, o Santos o la Corte Suprema de Chile o todos a la vez…

Repentinamente un avión de EEUU viola el espacio aéreo venezolano, la IV flota se mueve (cierto o no), un súper portaaviones se mueve en dirección a Venezuela para colocarse frente a nuestras costas coincidiendo con el día de las elecciones…

Como piso de todo esto las operaciones para devaluar el bolívar, el dolar-today, el contrabando, el acaparamiento, la hiperespeculación, la escasez inducida, las colas, el bachaqueo, la corrupción, la ineficiencia y la burocracia, la detención de los sobrinos de Cilia Flores, la caída de los precios del petróleo, la deuda externa, los problemas de la balanza de pagos, los errores económicos, el no saber qué hacer con la economía…

Siempre he reconocido los errores, pero no se puede dejar de denunciar que hubo guerra económica, Por ese camino, la negación de la guerra económica, se prepararon las condiciones para alimentar y multiplicar el descontento y favorecer la votación contra el gobierno.

Es un guión copiado de la doctrina del shock, que me recuerda a Milton Friedman, en el Chile de Pinochet. Yo creo que este señor, premio Nobel de Economía, un día, cuando haya justicia en la tierra, será juzgado, en ausencia, por crímenes de lesa humanidad.

Precisamente, Friedman sostenía que una situación de shock podía lograr que lo políticamente imposible se hiciera políticamente necesario. Es decir, la gente está dispuesta a aceptar o hacer lo que sea para tratar de salir de las situaciones que la colocan en estado de shock, pero sin lograr comprender el fondo de la cuestión.

En el caso de Venezuela, para que desaparezcan las colas y los bienes estén de nuevo en los mercados, desaparezca la inseguridad, se pueda recuperar la posibilidad de salir de noche, etc. es necesario derrotar al chavismo.

Esta es la oferta que la oposición estuvo realizando como parte de su campaña electoral: si se derrotaba al chavismo la causa de los problemas desaparecería y todo volvería a la normalidad. Eso no va a ocurrir, pero la ilusión es más poderosa que la realidad. Mientras la oposición difundía estas ofertas nosotros andábamos en marchas, el 1×10 y en mitines donde no se hacía pedagogía política, es decir, no se desmontaban los mitos que con bastante éxito la oposición andaba difundiendo sobre el origen de la inflación, el incremento de los precios, la inconveniencia de aumentar los salarios, etc.

También me recuerda cuando la “contra” de principios de los 80 asedió a Nicaragua y creó la situación de una guerra sin fin que generó una situación de shock. La cuestión de primera necesidad para el pueblo de Nicaragua era la finalización de la guerra.

Dentro de ese proceso se dieron las elecciones para elegir presidente. A Daniel Ortega se le enfrentó la Sra. Violeta Chamorro, con la oferta de concluir la guerra. La guerra estaba financiada, organizada y conducida por EEUU, quien a su vez asesoraba y financiaba a Violeta Chamorro. La guerra fue estimulada para derrotar al sandinismo, lo que se logró finalmente mediante unas elecciones, una vez que a través de la guerra la población fue colocada en estado de shock.

En un libro de Naomí Klein, llamado La Doctrina del Shock, estos procesos están bien explicados. Si alguien no puede leer el libro, puede buscar en Youtube un documental, del mismo nombre, que dura aproximadamente una hora e incluye las ideas fundamentales.

Ciertos errores

Espero poder hablar sobre este tema más adelante. Ahora creo necesario resaltar algunos errores.

  1. La conversión de la política social en dádiva pues esto hizo a la gente más dependiente del Estado, deterioró la conciencia y la degradó; no dio, porque no podía darlos, resultados políticos a favor del chavismo, mucho menos a favor del socialismo.Gente ha venido recibiendo la dádiva y vota por la oposición. La Gran Misión Vivienda ha desperdiciado la oportunidad de organizar y educar a la población.

  2. Una y otra vez propuse que se llevara adelante una política de retribución solidaria asociada a la gratitud. Al otorgarse una vivienda se transfiere renta petrolera. Se trasfiere trabajo y naturaleza. Insistí en que era y es necesario que la gente se comprometa con la sociedad, por lo menos en espectos sencillos como el mantenimiento de los edificios, con la limpieza de las áreas comunes, con la seguridad colectiva, el desarrollo de la agricultura urbana, etc. como un proceso de vida colectiva y solidaria. ¿Es esto imposible? No lo es.

  3. La repetición de una campaña electoral tradicional al no reconocer los nuevos contenidos, los nuevos retos y la necesidad de la pedagogía política como uno de los ejes fundamentales de la campaña electoral.

  4. Los procesos de corrupción que parecen haberse desbordado y el pueblo lo ha captado generando desconfianza y afectando la moral. Probablemente esto fue factor de abstención y de voto castigo.

  5. El no saber qué hacer con la economía, con la burocracia, la ineficiencia, el maltrato de los funcionarios públicos a la población.

  6. El creer que los problemas económicos se podían resolver con los controles y la pura intervención del Estado. No fue posible organizar a la población para enfrentar la guerra económica y generar capacidad productiva autogestionaria.

  7. Nunca los funcionarios públicos se identificaron con el sufrimiento de la población. Por el contrario, se mantuvieron alejados de ese sufrimiento y la apariencia fue que mientras el pueblo sufría, ellos se mantenían en oficinas con aire acondicionado, cómodos carros con chófer, muy lejos de las colas.

  8. El sectarismo, la prepotencia, la sordera, la falta de humildad y sensibilidad popular, incapacitaron a dirigentes en los distintos niveles para conectarse con la población y poder comprender sus reclamos, dolores y demandas.

  9. No fue posible resolver el toque de queda que la alianza de paramilitares y el hampa organizada impuso, que significó que a las 8pm la gente se iba refugiando en sus viviendas. Esa situación sigue sin resolverse.

  10. El descontento en los jóvenes fue creciente por no poder ir al cine, no poder organizar reuniones por las noches, fiestas, etc. Muchos están optando por irse al extranjero.

  11. El gobierno enfrentó con mucho retraso el problema del paramilitarismo. El problema carcelario sigue sin resolverse y todavía quedan cárceles que son centros de actividades de la delincuencia organizada.

  12. No me referiré con amplitud en este ensayo a los asuntos estructurales. Sólo mencionaré algunos más adelante.

La inconstitucional anulación de la representación proporcional de las minorías ha favorecido la barrida de la oposición. ¿Qué dice el TSJ?

Este problema merece una amplia atención pues es necesario restablecer, en esta materia, la plena vigencia de la CRBV. Ha sido un grave error haber violado ese principio y eso está detrás de la barrida que ha hecho la oposición. La normativa actual en lugar de darle representación a las minorías, lo que hace es fortalecer al bipartidismo, es decir, la polarización partidista, perniciosa, sin contenido social. Lo que hace es fortalecer a ciertas cúpulas burocráticas (del gobierno y de la oposición) que se han venido beneficiando del cadivismo y otras irregularidades.

La normativa actual favorece que el ganador lo tome todo. La representación proporcional de las minorías hubiese impedido que la oposición obtuviese la mayoría calificada. Las instancias gubernamentales que han participado en el sostenimiento de la normativa vigente, son responsables de esta debacle y objetivamente han trabajado contra el pueblo y el proceso bolivariano, ¿Por qué el Tribunal Supremo de Justicia ha guardado silencio? ¿Y la Sala Constitucional qué? Casi que provoca decir: ¡Pueblo, reconócelos! ¿No les llamó la atención que la demanda que introdujo la oposición fue retirada casi de manera subrepticia?

Los que causaron la herida no pueden sanarla

Ha habido errores, ha habido cosas mal hechas, etc. Estas pueden ser consideradas y perdonadas; pero los cadivistas, los ladrones, los estafadores, los criminales, etc. no pueden ser perdonados. Tienen que ser juzgados y condenados duramente. Son de los responsables de la crisis y de las penas que la gente ha experimentado. Están en el gobierno, en la oposición, entre los empresarios… Muchos han llegado a la asamblea nacional. Están en las letrinas y en las cunas de oro.

Sus dagas, sus lenguas de serpiente han causado las heridas a la gente y a la tierra. La tierra que nos da el generoso petróleo ha sido transmutada en pletóricas cuentas bancarias que circulan por el sistema financiero internacional mientras generan pobreza, escasez, muerte material y espiritual. Ellos no pueden sanar las heridas. Sólo pueden profundizarlas tratando que de ellas brote más renta petrolera y su contrapartida, la sangre de los pobres.

Compañero presidente, en estos días cuando se necesitan y se anuncian rectificaciones, cambios de rumbo, cuando el Presidente Chávez lo espera con una bandera que dice: Golpe de Timón, cuando la sombra de la traición trata de cubrirlo para nublarle el alma y paralizarle el corazón, le digo con todo respeto, con mucha humildad, con muchas peticiones de bendiciones y protecciones para Ud., le digo, aun cuando yo sé que Ud. lo sabe: tenga cuidado con quién se toma fotos, tanto en público como en privado. A veces las fotos y los fotografiados dicen más que las palabras.

Con la unión del pueblo bolivariano, chavista y no chavista, poner en práctica la democracia participativa y protagónica

Esta es la gran revolución que está pendiente: romper con la polarización en nombre de burocracias, que no tienen representación social popular, o ir hacia una polarización social en nombre de la consigna: ¡El pueblo unido jamás será vencido! ¡El pueblo unido es la voz de Dios!

Yo no estoy de acuerdo con las peticiones de renuncia, en ningún nivel. Lo que si se debe es exigir la rendición de cuentas, que tiene carácter constitucional. Hay que implementar un masivo proceso de rendición de cuentas que puede conducir a masivas peticiones de procesos revocatorios de gobernadores, alcaldes, etc. tanto del gobierno como de la oposición.

El pueblo bolivariano, chavista y no chavista, debe acordarse para con la unión del pueblo sacar a los corruptos, ineficientes y burócratas insensibles. Quitémonos la venda de los ojos: no al sectarismo, no a la polarización en nombre de los intereses de los otros, no a los enfrentamientos donde sangre del pueblo ha sido derramada.

No a la democracia plutocrática, sí a la democracia participativa y protagónica, Vamos juntos a construir una sociedad sólo de personas felices, libres y soberanas. Juntos podemos construir el paraíso en la tierra.

Abramos los ojos, no nos dejemos engañar por los burócratas de “izquierda” o de derecha. Sólo el pueblo salva al pueblo.

Compañero presidente, Ud. tiene las llaves de las puertas que conducen hacia la solución de la crisis.

Con humildad y respeto deseo hacerle algunos comentarios:

Vamos presidente, pase a la historia como quien supo levantarse con el pueblo para conducir a Venezuela y al continente latinocaribeño hacia el camino que confirme la redención, la soberanía, la independencia y la unión.

Levántese con el programa económico que fortalezca la esperanza del pueblo en que podemos salir de la pesadilla de las colas, la escasez, la hiperespeculación e ir hacia un proceso progresivo de superación de la pesadilla que vivimos. Aproveche que todavía tiene mayoría en la Asamblea Nacional.

Convoque con ese programa a todo el pueblo. No olvide incrementar los impuestos a los bancos, los principales beneficiarios de la crisis, crear un impuesto extraordinario para castigar a los especuladores y bajar el IVA, no es justo que el pueblo sometido a la hiperespeculación, tenga que contribuir con las finanzas públicas.

En la implementación del impuesto extraordinario contra la especulación es conveniente estimular a los pequeños y medianos comerciantes para que se desvinculen de las cadenas especulativas y eso les resulte beneficioso, entre otros aspectos, en desgravámenes en el pago del impuesto sobre la renta.

Aparte del programa económico, humildemente le pido, trácele un horizonte a la sociedad venezolana fundado en el Programa de la Patria.

La solicitud para que todos los ministros pongan sus cargos a la orden es una decisión correcta y necesaria y plantea un camino correcto.

Ciertas debilidades estructurales y la derrota

Pese a los cambios que se han ido introduciendo en la sociedad venezolana, no ha sido posible revolucionar el modelo petrolero transnacional. El patrón de consumo, la falta de soberanía y seguridad alimentaria pues seguimos dependiendo de las importaciones.

Las vulnerabilidades de nuestra economía dificultan el sostenimiento de la soberanía monetaria, fiscal y financiera que se refleja en los déficits fiscales, los problemas en la balanza de pagos, los serios problemas que nos causan las fluctuaciones internacionales del precio del petróleo, la necesidad de recurrir al endeudamiento teniendo como soporte nuestras reservas petroleras, las debilidades de nuestra moneda…

No haber podido desarrollar un aparato productivo con mínimas fortalezas en la industria y la agricultura, que sigue determinando nuestro carácter de país mono exportador y las vulnerabilidades correspondientes, no nos facilitaron enfrentar una ofensiva como la que se lanzó. En consecuencia, fuimos derrotados con consecuencias muy serias.

La estrategia imperial de guerra permanente y desestabilización permanente, que se materializan en una guerra de baja intensidad. Las fuerzas imperiales han sabido explotar nuestras debilidades y en un período de más de 15 años han vulnerado nuestras defensas de carácter político.

Cuando de acuerdo con la estrategia imperial de guerra permanente la política se ha convertido en la continuación de la guerra por otros medios, la clave de la victoria o la derrota es poder y saber derrotarlos políticamene para evitar la agresión y la guerra y lograr el mantenimiento de la paz. Hasta la cumbre de Panamá, logramos derrotarlos políticamente. En la coyuntura político-electoral de hoy lograron armar una ofensiva integral en el plano político (cerco y aislamiento político), diplomático, de guerra psicológica, mediática, militar, de desmoralización y desmovilización de la población, de colocar a la población en estado de shock, que ha logrado propinarnos una derrota descomunal, cuyas consecuencias políticas son trascendentes.

Han sabido aprovechar el hecho de que la dirección política se ha debilitado por los procesos de corrupción existentes en la sociedad venezolana, la crisis moral en ciertos sectores y otras debilidades.

Sin duda, podemos recuperarnos de esta derrota. Sobre todo porque hay reservas de fuerzas populares que siguen en pie de lucha. Ello requiere la consolidación y fortalecimiento de la dirección política de manera urgente, para emprender la contraofensiva y tomar el camino de la victoria. Ello es posible. El presidente Maduro puede. Seguro sabrá decidir en qué fuerzas políticas, sociales y morales se va a apoyar para esta contraofensiva. Esa es una clave para avanzar hacia la victoria. En este ensayo sólo puedo mencionar y aproximarme a los problemas estructurales.

La crítica solidaria

Lo que algunos comenzamos a intuir hacia el final de la campaña, lo que ciertas encuestas fueron avizorando, finalmente es un hecho. Una derrota contundente se ha materializado.

Como se sabe mi posición fue de crítica solidaria y en esa posición me mantuve y me mantengo. Aun con desacuerdos, me mantuve y me mantendré defendiendo la gestión del presidente Maduro.

También me mantuve en una actitud crítica y propositiva. En la generalidad de mis artículos esa posición estuvo presente. Precisamente en mi último artículo, publicado el 01 de diciembre en Últimas Noticias y luego el 04 en Aporrea, a muy pocos días de las elecciones, concluyo de la siguiente manera:

Hay dudas en la población sobre la relación entre incremento de los precios y los salarios; inflación e incremento de la liquidez monetaria; la escasez y los problemas en la distribución de los bienes; la relación entre la corrupción y problemas que afectan a la población… Hace falta más pedagogía política.

Antes escribí varios artículos con sentido crítico y haciendo propuestas. Puedo recordar el siguiente: El precio de la gasolina, una política para ganar las elecciones y seguir siendo una nación soberana, publicado en junio de 2015 tanto en Aporrea como en patriaurgente.com

La lupa y el espejo. ¿Qué es la Revolución?

Panoramapor Servando Primera

Mucha gente en la calle me pregunta en tono peyorativo si soy Revolucionario, sin conocer a fondo, quizás, el término de la palabra, por eso me gustaría comenzar aclarando lo que aprendí de mis padres, mucho antes que alguien siquiera mencionara la palabra Revolución, desde un ente gubernamental.

En la teoría, Revolución es un cambio social radical, basado en su estructura y ejes de poder, para mejorar las condiciones de vida a través de herramientas políticas, económicas, sociales, y culturales.

Han existido diversas experiencias en nuestra historia como humanidad, y éstas demoraron años para poderse concretar, como ocurrió con la Revolución Francesa organizada y ejecutada con éxito por la burguesía de la época cansada de la monarquía que los oprimía, o la Mexicana por sus campesinos indignados, y así durante siglos en distintos países y épocas.

Ahora, si nos enfocamos en la venezolana actual, considero que un revolucionario no se limita a ser un funcionario gubernamental, o estar exclusivamente afiliado a un partido político. Para mi revolucionario, es todo aquel que cambia su entorno cuando lo considera injusto. Hay algunos históricos como Jesucristo, John Lennon, Buda, también los encontramos a diario en las calles y ni ellos saben que lo son, como un barrendero, una maestra, un obrero o médico, quien a pesar seguramente de recibir un salario miserable, que no reivindica su labor, mantiene su convicción honesta y continúa trabajando para mejorar su país, a pesar de saber que un ladrón, sicario o estafador, ganan mucho más dinero que ellos, y aún así no se doblegan ni prostituyen su dignidad.

Yo nací de dos revolucionarios, Sol Mussett y Alí Primera. Llevo en mi ADN, mi oxigeno y espíritu esa forma de percibir lo que me rodea de una manera sensible, por eso, quien se considere revolucionario debe usar, una lupa y un espejo:

– La lupa para ver al mundo y poder cambiarlo.

– El espejo para verse a si mismo, cambiarse y por consecuencia influir en su entorno.

Ambos necesarios.

Siento que en los últimos años hemos usado más la lupa que el espejo. Perdemos más tiempo peleando con el viejo mundo moribundo, que construyendo el nuevo. Carecemos de aceptación propia, y desafortunadamente sin aceptación no habrá cambio real.

Cuando vemos una cadena de nuestros dirigentes, escuchamos durante un 70% de la transmisión, solamente culpas ajenas, la guerra económica, el imperialismo, y otras formas de maldad, las cuales existen y nos afectan; pero no podemos pensar que son el único motivo causante de nuestra situación, sino también algunas acciones desacertadas de nosotros como sociedad y de quienes nos gobiernan. Falta mucha autocritica.

¿Nos equivocamos? si, quién no se equivoca. El problema no sólo es el error, sino la falta de aceptación de los mismos, pues sólo así podemos definir la estrategia para revertirlos, y así avanzar. Entonces es difícil, no imposible, que llevemos a cabo con éxito los ideales y sueños que le han costado la vida a tantos hermanos, como Alberto Lovera, Jorge Rodríguez (Padre), Sabino Romero y también el sudor y sangre de muchos otros.

No propongo auto flagelarnos, sino sanarnos, el país tiene un herida abierta y el odio de ambos lados solo la abre más. Estamos como el niño que le pega a su hermana y se excusa diciendo que ella fue quien comenzó, ya no importa quien empezó, sino quién lo detuvo, quién dejó de devolver el golpe.

Espero podamos construir la Patria Buena de la que habla Alí en sus canciones, y la cual defendió con sus acciones. La mejor forma de criticar lo que no nos gusta, es haciendo lo contrario, por eso no veo lógico que siendo aun una sociedad capitalista, cuestionemos la forma de vida de otros países, sin haber transformado con éxito la nuestra todavía.

¿Qué tiene de malo tener un buen carro, o una buena casa? El problema no son los bienes que tengamos, siempre y cuando sean adquiridos sin pisar o explotar a otro para ello. Así tal vez llegará el día en que tengamos el país que todos queremos, donde nuestras acciones y nuestra realidad nos defiendan.

Como decía el Che Guevara “La mejor forma de decir las cosas, es haciéndolas”. Quizás algún día, sean esos pueblos que hoy viven en países imperialistas quienes copien nuestra forma de construir una nación con justicia y paz. Por ahora no es así, por ahora…

Vamos a crecer juntos como lo que somos, un país plural lleno de singularidades, diferencias, porque es imposible que todos pensemos igual, pero es posible que para todos haya igualdad, de condiciones y oportunidades.

No es justo que quienes reclamen “libertad de expresión”, ofendan a mi hermano Florentino por expresarse libremente, pensando que lo conocen solo por reconocerlo; un carajo que trabaja desde los 11 años, honesto y de un corazón inmensurable, no comparto del todo sus palabras, pero defiendo su derecho a decirlas, como decía Voltaire uno de los creadores del iluminismo francés.

Los Venezolanos somos gente buena, noble, sino pregunten a los hermanos inmigrantes Españoles, Portugueses, Italianos, Árabes, Colombianos, etc, quienes al pisar nuestra tierra los recibimos de tal manera que hicieron de este país el suyo propio. Porque en Venezuela somos más, los que queremos entendernos, son pocos los que joden y sabotean (Lo que pasa es que joden mucho…).

Cuenten entonces con mis manos y mi corazón, para construir y no lo contrario.

Para sembrar, no para arrancar la flor.

Mi fe es terca, por eso sigo creyendo que un dedo es débil, pero cinco forman un puño.

Servando

Colotti: «Abbiamo lasciato il Venezuela in balia dei pescecani»

Collegamento permanente dell'immagine integratadi Alessandro Bianchi – l’AntiDiplomatico

L’inviata a Caracas de il Manifesto all’AntiDiplomatico: «Le destre hanno già mostrato il loro vero volto, il popolo è tornato nelle piazze, pronto a chiedere al chavismo un profondo rinnovamento. E a resistere.»

Da Caracas l’inviata de il Manifesto Geraldina Colotti sta raccontando in modo impeccabile la transizione in atto in Venezuela con la sconfitta storica del chavismo alle elezioni del 6 dicembre scorso e il ritorno di quel Washington Consensus da cui il paese si pensava depurato. Dopo l’intervista in esclusiva al presidente Nicolás Maduro pubblicata questa settimana, abbiamo chiesto a Geraldina Colotti di raccontarci la sua testimonianza diretta e una sua previsione sulla cosiddetta rivoluzione bolivariana iniziata da Chávez, vista da molti in Europa come un seme di speranza per il futuro e un esempio in un continente distrutto da quella Troika che il Venezuela aveva dimostrato di poter sconfiggere.

– Molti commentatori in Italia oggi parlano della fine del chavismo e in modo sorprendente per il trionfo di un’opposizione golpista e violenta di «ritorno della democrazia» dopo le elezioni del 6 dicembre in Venezuela. Da testimone diretta in Venezuela della maggior sconfitta elettorale della Rivoluzione bolivariana, quali sono le sue riflessioni?

Gli Stati uniti e i loro alleati appoggiano, foraggiano e lodano sistemi  repressivi, coloniali e neocoloniali presentandoli come campioni di democrazia: da Israele all’Arabia Saudita, passando per l’Africa e l’America latina. Con il sostegno dei grandi media, si costruisce un discorso adatto a coprire la natura dei veri “stati canaglia”: ai quali non tocca mai l’epiteto di “regimi” che serve invece a definire i governi non subalterni. A quasi trent’anni dalla caduta del campo socialista, l’ossessione novecentesca per “il pericolo rosso” resta ancora un format attivabile. «Sarà anche un figlio di puttana, ma è il nostro figlio di puttana», ha detto ai tempi il presidente Usa Delano Roosevelt riferendosi al dittatore nicaraguense Anastasio Somoza.

Una logica che ha segnato il ciclo mortifero delle dittature latinoamericane del secolo scorso e che, fatte le debite proporzioni, non è cambiata. Ma questo presente dell’informazione usa e getta, della storia ridotta a questione da tribunale o guardata dal buco della serratura, ha la memoria corta. Le facce che vedremo nel parlamento venezuelano, tronfie della maggioranza qualificata dei seggi, sono vecchi figuri della IV Repubblica, golpisti inveterati e ripetitori degli Stati uniti. E il loro tavolo di rappresentanza, tristemente al maschile. Gli “esuli” di cui chiedono il ritorno, sono banchieri fraudolenti o finanziatori di piani destabilizzanti. Ma di questo, non si parla. Delle grandi conquiste sociali realizzate nei 17 anni di socialismo bolivariano, non si parla, e non a caso: occorre evitare che agli altri popoli venga l’acquolina in bocca e che richiedano gli stessi diritti (quelli basici di cui, per inciso, parla anche il papa argentino e che sono diventati privilegi da noi).

Anche la dilagante retorica sui diritti umani – quantomai incongrua in bocca a coloro che più li hanno calpestati, quei diritti -, serve a stendere meglio il velo di maya. Così, i golpisti che hanno lasciato un saldo di 43 morti e oltre 800 feriti per cacciare con la forza dal governo il presidente eletto, diventano poveri perseguitati, mentre le vittime delle loro violenze non vengono ricevute in nessun consesso internazionale. E la rivolta dei ricchi diventa la ribellione di “pacifici” studenti contro un’insopportabile dittatura. Che il Venezuela, preda dell’analfabetismo nella IV Repubblica, sia diventato secondo in America latina per matricole universitarie e il quinto al mondo, non ha menzione sui media. Le classi dominanti tutelano con ogni mezzo i propri interessi e tentano di riprendersi i privilegi persi con la rivoluzione bolivariana: la più avanti in America latina, dopo Cuba, che però – avendo portato a termine una rivoluzione completa – ha almeno il vantaggio di non dormire con il nemico in casa.  

– Dopo la sconfitta del 6 dicembre, non si può non partire da un’analisi profonda degli errori del governo Maduro e probabilmente dall’ultima fase di Chávez. Quali secondo lei hanno pesato di più?

Il laboratorio bolivariano non segue propriamente un modello, inventa giorno per giorno, seguendo una rotta indicata dai principali cardini della costituzione, accentuati in senso socialista nel corso degli anni: riduzione del latifondo terriero e mediatico, nazionalizzazioni, economia statale e comunale, antimperialismo e nuove relazioni solidali col sud. Il Venezuela resta però un paese basato sulla rendita petrolifera, che stenta a diversificare la propria economia dopo mezzo secolo di subalternità economica e tecnologica verso l’esterno.Una situazione complicata dalla ferma intenzione dei grandi poteri transnazionali di riprendersi tutta la torta (il Venezuela custodisce le più grandi riserve di petrolio al mondo, è ricco di gas, oro e altri preziosi minerali ed è uno dei 17 paesi in cui maggiore è il patrimonio in biodiversità) pervertendo l’economia e rendendo ardua una vera programmazione economico-finanziaria. Il socialismo bolivariano, inoltre, non bandisce la proprietà privata. E così in mezzo a tanto popolo che ne definisce la cifra principale, nel chavismo si vedono anche molti dirigenti che stanno bene, e altri che bene non stavano, ma che hanno acquisito privilegi entrando nei posti giusti, in modo legale o contorto. Oppure, nei ministeri, si vedono antichavisti dichiarati accaparrarsi i benefici di cui non hanno bisogno, a scapito di lavoratori impegnati e fedeli al proceso.

Niente di nuovo sotto il sole. Il socialismo bolivariano si basa sulle tre radici (il pensiero di Simon Bolivar, Simón Rodríguez e Ezequiél Zamora) ingloba lo spirito del cristianesimo originario, del buen vivir indigeno, della teologia della Liberazione, e spruzza il tutto con una buona dose di gramscismo, senza disdegnare altre felici referenze, leniniste o mutualiste, provenienti dall’Europa o dal continente; è la sua forza e la sua debolezza. Un’alchimia che ha funzionato per la felice combinazione tra masse e leader, in una percezione quasi mistica com’è nelle culture latinoamericane. Un leader che ha inventato e deciso, fidando più sul suo intuito, sull’empatia e la capacità di ascolto, che sulla formazione di una direzione collegiale.

– Come colmare questo deficit che lei sottolinea della rivoluzione bolivariana?

Anche qui, niente di nuovo sotto il sole, come ben sanno le sinistre europee. Un deficit che però ha pesato dopo la morte di Chávez, quando il popolo abbattuto non voleva vedere nessuno sedersi al posto dello scomparso e non è riuscito a recarsi in massa a votare per Maduro. Inoltre, per tutta una prima fase, Chávez ha puntato a risolvere problemi di sostanza, mettendo le basi per un cambiamento strutturale che dura ancora. Ma le tarme, dai contorni – le tarme della corruzione, del burocratismo, della criminalità alimentata dal paramilitarismo, del nepotismo e dell’inefficienza – stavano intaccando il bulbo.

Non che gli avversari siano del campioni di etica e di buona gestione, possono però contare su uno schema applicato altrove e di cui le classi popolari venezuelane rischiano di pagare lo scotto.  Niente di nuovo sotto il sole. Finora, tutti hanno guardato ai fatti, a un progetto di trasformazione che ha dato indubbie prove della sua scelta di campo. Ma ora ecco arrivare la batosta: più pesante perché le tornate elettorali, per il chavismo, sono tutt’altro che rituali, e si basano sulla “democrazia partecipata e protagonista”. Data come premessa l’inevitabile usura di chi amministra il potere (e fermo restando che potere e governo non si equivalgono), si può avanzare allora qualche altro elemento: la macchina elettorale ha progressivamente esaurito le energie di un partito non coeso da una forte identità politica (manca la formazione ideologica, si sente dire dai più avvertiti).

L’impronta gestionaria dei governatori ha affievolito l’inventiva e la militanza, togliendo fiato alla base e all’innovazione. Il nepotismo ha favorito una corruzione endemica, in linea con quella esistente nel resto del continente e da cui l’Europa non è certo esente.

–  Il governo di Caracas controlla poco dell’economia del paese e le grandi corporazioni e agglomerati economici riescono a condizionare e ricattare la rivoluzione bolivariana in qualunque momento come abbiamo visto con le code dei mesi scorsi. Non bisognerebbe partire da qui?

Durante la guerra economica, le grandi imprese hanno fatto mancare farmaci essenziali e alimenti e pervertito i prezzi e l’inflazione. Ora sono ricomparsi i prodotti – scaduti o quasi in scadenza – nei supermercati: a riprova che i piani denunciati dal governo non erano paranoia. Una strategia volta a minare il morale della base imponendole code chilometriche per comprare prodotti sussidiati: per poi magari vederseli scippati dal poliziotto o dal funzionario corrotto, nell’inefficienza o nell’assenza dei propri rappresentanti locali. Il governo, impegnato su più fronti anche a livello internazionale, ha dato l’impressione di annaspare, provocando il voto-castigo dei quartieri popolari.

La disaffezione alle urne è stata probabilmente quella del militante stremato. Poi, dev’essere mancato il voto giovanile a fronte di un’opposizione che si è presentata come cambiamento, nascondendo con la menzogna il capestro. Detto questo, appena le destre hanno mostrato il loro vero volto, il popolo è tornato nelle piazze, pronto a chiedere al chavismo un profondo rinnovamento. E a resistere.
 
– Lei ha recentemente intervistato il presidente Maduro. Le è sembrato consapevole della necessità di dare una nuova linfa alla rivoluzione bolivariana o abbattuto e sulla difensiva?
Assolutamente consapevole e deciso. E attento a cogliere la voce della base. Così lo abbiamo visto rispondere alla manifestazione spontanea dei movimenti a Miraflores. Quanto a cavarsela nelle acque putride del capitalismo internazionale, nel gioco di regole sfavorevoli e non decise da lui, è tutto un altro paio di maniche. Una parte del popolo gli chiede di premere sull’acceleratore, e di ricreare inedite alchimie, fuori e dentro il governo: partendo da questa “sberla salutare”, come il presidente l’ha definita per promettere “una rinascita della rivoluzione”.
– Dopo la sconfitta del kirchnerismo in Argentina, i problemi del socialismo in Brasile e ora la sconfitta nelle elezioni parlamentari del bolivarismo in Venezuela, cosa accadrà al processo di integrazione dell’America latina. Gli Stati uniti torneranno alla carica con il famigerato Alca?
 
All’interno del ciclo recessivo che interessa l’economia cinese e si ripercuote sull’America latina, ad accompagnare il ritorno in forze delle destre c’è la firma del trattato Tpp e dell’Alleanza del Pacifico, realizzati dagli Stati uniti. Dopo la sconfitta dell’Argentina e quella ben più pesante del Venezuela, ora si tratta di distruggere le alleanze solidali alternative, facendo gravitare il continente nell’orbita dei paesi neoliberisti a guida Usa (Messico, Colombia, Perù). Occorre riportare in Venezuela le basi militari, spazzare via l’unione civico-militare. In questo ambito si vedranno subito gli effetti devastanti e la tenuta delle solidarietà continentali.
 
– L’Alba bolivariana, l’organizzazione creata da Chávez e Castro in totale antitesi con i dogmi neo-liberisti tipici del Nafta e dell’Ue, resta un modello per esempio per un continente come l’Europa che sta calpestando le democrazie e i diritti delle popolazioni?
 
Direi di sì, la suggestione resta, anche in queste difficoltà. Resta un laboratorio di sperimentazione antimperialista che ha prodotto cambiamenti di rilievo, a livello economico, sociale, culturale, e che invita a riflettere e a osare. E a sentirci responsabili per aver lasciato il Venezuela socialista in balia dei pescecani.

Roma 17dic2015: 185° anniversario della morte del Libertador

(VIDEO) Hace 11 años nació el ALBA por la integración latinoamericana

f3b1b62a-b93e-419b-b9f9-9307c0d250bapor telesurtv.net 

La canciller venezolana, Delcy Rodríguez, recordó que el ALBA-TCP es “motor de independencia y solidaridad” en América Latina. Hace 11 años nació la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América – Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP) con el propósito de fortalecer la integración latinoamericana y la autodeterminación de los pueblos. Fue fundada en 2004 por los mandatarios de América Latina, entre ellos el Líder de la Revolución Bolivariana en Venezuela, Hugo Chávez, y el Comandante cubano Fidel Castro.

El director general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en Ginebra (Suiza), Michelle Møller, destacó que el ALBA-TCP es un mecanismo  ejemplar de integración regional, caracterizado por la solidaridad entre las naciones que lo conforman. Para Møller los países de Latinoamérica que pertenecen a la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América han contribuido al desarrollo sostenido del subcontinente, y se han convertido en socios fiables, sólidos, cooperadores y generosos, reseñó Prensa Latina.

__

Venezuela secondo gli interessi USA: think-tanks, stampa e governo

downloaddi Silvina Romano – www.celag.org

“ … quando qualcosa è presentato all’insegna dell’unanimità, è un segnale. Nulla è trasparente nel mondo. Devi sempre domandarti, è proprio giusto questo modo di vedere le cose?”

(Chomsky, 2001)

La campagna del governo statunitense e dei mezzi egemonici contro il Venezuela è di lunga data e, senza dubbio, ha raggiunto il momento culminante quando ha offerto il suo appoggio ai settori del  colpo di Stato contro il governo di Hugo Chávez nel 2002 [1].

Dopo la morte del leader venezuelano, il conflitto ha manifestato un’ulteriore impennata, questa volta scagliandosi contro il governo di Maduro e i settori che lo appoggiano (a livello nazionale e internazionale). Ciò ha spinto ai difensori del liberalismo ad appoggiare azioni violente e anticostituzionali – perpetrate da persone e da gruppi dell’opposizione al governo nel febbraio del 2014 – in “nome della democrazia e dei diritti umani”.

Ma quanto fin qui detto è ormai una storia da tutti conosciuta che ha spinto alla gente a schierarsi dalla parte del chavismo o contro di esso, del Venezuela, ecc. con scarsa informazione su come si organizza una campagna contro un governo che rispetta le regole della democrazia liberale e che va alla ricerca di riforme sostanziali. Cercheremo di analizzare questo vuoto, focalizzandoci nei due cardini della campagna contro il Venezuela, orchestrata negli Stati Uniti e in costante articolazione con l’elite dell’opposizione venezuelana.

Il primo cardine è quello dei think-tanks, organismi che “producono conoscenza” perché offrono consulenza ai governi e al settore privato. È fondamentale mettere ben in chiaro che ricevono finanziamenti da parte dei governi, aziende multinazionali, fondazioni e da determinati soggetti privati. Tema che sin da ora ci invita a questionare quali interessi cercano di coprire con le loro ricerche e pubblicazioni. Gli investimenti prodotti da queste organizzazioni sono soliti confluire verso il mondo accademico (università, istituti di ricerca, ecc.) e, in modo particolare, appaiono in forma diretta o indiretta nell’informazione pubblicata dai mass media (TV, stampa su carta e on line, pagine web di agenzie di stampa, ecc.). In questa maniera la stampa costituisce il secondo cardine che in buona misura si alimenta della voce degli esperti di questi think-tanks.

I think –tanks e il mondo accademico

Dagli inizi del 2015, nel contesto dei processi delle elezioni nei diversi paesi dell’America Latina e di fronte a una profezia “sulla fine del ciclo progressista”, il Venezuela è stato oggetto di un attento interesse e negli USA si sono svolti diversi dibattiti sull’argomento. Il 9 giugno 2015 si è portata a termine una conferenza coordinata dal Wilson Center [2]: “Democrazia e governabilità nelle Americhe”, nella quale sono assistiti non solo esperti e politici statunitensi, ma anche latinoamericani [3]. In quella sede è stato detto che la principale preoccupazione dei cittadini latinoamericani è la mancanza di trasparenza nelle istituzioni e la corruzione che si aggiunge nel contesto di una caduta del prezzo delle commodities. Al riguardo hanno espresso la loro opinione, l’ambasciatore del Cile negli USA, Juan Gabriel Valdes; Daniel Zovatto [4], direttore generale di América Latina dell’IDEA (Istituto Internazionale per la Democrazia e l’Assistenza Elettorale, organizzazione svedese); Paulo Sotero, direttore dell’Istituto del Brasile nel Wilson Center; Eduardo Bohórquez, direttore di Transparencia Mexicana; Carlos Fernando Chamorro, direttore di Confidencial. Hanno altrettanto rilasciato la loro opinione Cynthia Arnson, direttrice del Programma sull’America Latina del Wilson Center; María Herminia Tavares de Almeida dell’Università di São Paulo (Brasile); Roberto Russell dell’Università Torcuato Di Tella (Argentina) e Richard Feinberg dell’Università di Politica Globale e Strategia di San Diego (California). L’evento è stato chiuso da Roberta Jacobson, ex segretaria aggiunta per gli Affari dell’Emisfero occidentale e attuale ambasciatrice degli USA in Messico, la quale ha enfatizzato sulla “necessità che altri paesi latinoamericani esigano la libertà di opinione in Venezuela, compresa la liberazione dei prigionieri politici”.

Questo incontro rivela l’intreccio che esiste tra i governi, il settore privato (i think-tank e le fondazioni) e il mondo accademico, tanto negli Stati Uniti quanto in America Latina. Si tratta di una elite intellettuale e politica che appare come “neutra” e “seria” nelle loro opinioni. Tuttavia, richiama l’attenzione che non siano stati invitati rappresentanti dei governi progressisti della regione, affinché potessero condividere la propria visione su questi argomenti. Inoltre, come si può corroborare dalle note a pie di pagina, né gli organismi che hanno organizzato l’incontro né i conferenzieri sono “neutri”: hanno uno storico politico e formano parte di una rete d’interessi associati che mirano all’espansione degli investimenti delle aziende transnazionali e con sufficienti idee per legittimare l’avanzata delle compagnie petrolifere, aziende che producono software, il settore dell’intrattenimento e l’immancabile industria militare.

Il 23 giugno 2015 il Council on Foreign Relations (CFR) [5] ha organizzato un forum di discussione sul Venezuela: “Attualizzando il Venezuela”: politica interna e rapporti regionali” [6], nel quale sono stati invitati Patrick Duddy del Duke University ed ex ambasciatore degli USA in Venezuela; Miguel A. Santos della Harvard Univeristy e Carl Meacham, direttore del programma delle Americhe del Center for Strategic and International Studies (CSIS) [7]. All’inizio della conferenza, a modo di contestualizzazione si affermò che: “La gente osserva ciò che accade in Venezuela e ha paura, non solo per l’instabilità interna, ma anche per le implicazioni che ciò può avere per la regione”. Questo tipo di affermazione fa appello all’instabilità come anticamera di un intervento che garantisca la stabilità, strategia utilizzata specialmente durante la Guerra Fredda, ma che si è utilizzata come strumento di potere blando permanente.

Il 20 novembre 2015 l’Inter American Dialogue (IAD) [8] ha portato a termine un altro evento concernente le elezioni in Venezuela dal titolo: “Le elezioni in Venezuela possono essere trasparenti e giuste?”. A quest’incontro sono assistiti Danel Zovatto dell’IDEA, il quale è anche vincolato con la Brookings Institution [9] e Cynthia Arnson del Wilson Center (questi ultimi due avevano assistito all’incontro organizzato dal Wilson Center succitato). Per quanto concerne le elezioni in Venezuela, assicuravano: “Lo scontento della gente, unitamente alle difficoltà economiche, può generare disturbi politici ed esiste la possibilità di manifestazioni di violenza dopo le elezioni”. In altre parole si vaticina uno scenario da caos, dove “qualcuno” dovrà intervenire per ristabilire l’ordine. Inoltre Zovatto ha criticato il tipo di accordo con l’UNASUR come osservatore delle elezioni, assicurando che la missione ha un mandato “anemico” che metterà a rischio l’attendibilità del processo elettorale tanto nel paese quanto nella regione. Un altro scenario da caos che si vuole legittimare con un intervento per imporre la pace.

La stampa e il governo statunitense

 

Qualche giorno prima, Carl Meacham (di cui abbiamo fatto menzione più sopra, membro del CSIS) aveva twittato: “#Vzla narcoregime desperate to retain power spells disaster. Could open take power? Would anyone buy a Maduro win? http://wapo.st/1MZm4Re[10]. Si tratta di un link riguardante un articolo del Washington Post del 30 novembre che aveva per titolo: “Venezuela affronta le elezioni decisive senza un arbitro”. In questo articolo si assicura che il “ ‘chavismo’ è giunto al potere tramite mezzi elettorali, ma considera la sua permanenza al governo come parte della ‘rivoluzione’ che disprezza, almeno nella retorica, le norme democratiche come l’alternanza al potere e la divisione dei poteri”. Aggiunge che: “I sondaggi mostrano che Maduro perderà. Ma consapevole che sono presenti pochi osservatori internazionali che monitoreranno le elezioni, qualsiasi altro risultato che faccia vincere l’opposizione probabilmente condurrà alla frode” [11]. Quest’affermazione è una provocazione al governo venezuelano e una squalificazione delle sue istituzioni e degli organismi convocati per il monitoraggio. Pensiamo che sarebbe semplicemente uno scandalo se il prossimo anno, alla vigilia delle elezioni statunitensi, qualsiasi mezzo della stampa latinoamericana dichiarasse di mettere in dubbio la “trasparenza” del sistema elettorale di quel paese.

È ugualmente interessante notare che la Società Interamericana della Stampa (organismo storicamente vincolato alla stampa egemonica) ha solidarizzato con l’opposizione venezuelana, pubblicando sulla propria pagina digitale l’offerta di collaborazione che la Mesa de l’Unidad Democrática (MUD) offrirà a tutti i mass media stranieri che desiderano informare sulle elezioni venezuelane [12].

Da parte sua il Financial Times aggiunge: “I governi dovranno appoggiare il Venezuela in questo processo democratico e tenere il governo venezuelano sotto osservazione se cerca di abusare del suo potere. Per molto tempo molti paesi, specialmente in America Latina, hanno chiuso un occhio agli avvenimenti di Caracas (…) Ciò è stato negativo in termini morali e prodotto della miopia politica”. In questa forma la stampa nordamericana punta il dito su ciò “che è stato fatto male” nella regione. Il New York Times s’inserisce né più né meno che con un editoriale che riprende gli avvertimenti dell’OSA sulla dubbia “trasparenza” delle elezioni in Venezuela e conclude che “Una nuova leadership nel Congresso venezuelano può offrire al paese un cambio auspicato. Il paese necessita disperatamente riparare una economia devastata, così come ricostruire le sue istituzioni democratiche che si sono indebolite durante il mandato di Maduro” [13].

Osserviamo che tutti gli articoli danno indicazioni su come fare “bene” le cose, rispettando la democrazia e i diritti umani e rimproverano la complicità da parte degli altri governi latinoamericani con relazione al Venezuela. Con questo atteggiamento s’ignorano i progressi raggiunti con istituzioni quali UNASUR, CELAC e ALBA, le quali non sono sufficientemente “serie” dal punto di vista statunitense, riponendo la loro fiducia nell’Organizzazione degli Stai Americani (organismo che pochi anni dopo la sua entrata nella scena internazionale ha perso legittimità, dopo che è stato palesemente sottomesso ai voleri dei nordamericani).

Secondo quanto si è fin qui detto, l’unico approccio critico alla campagna dell’opposizione venezuelana apparso negli USA, è stato un articolo pubblicato su Foreign Policy e diffuso dal programma Democracy Now! di Amy Goodman [14]. Possiamo aggiungerci alcuni articoli di Mark Weisbrot del Center for Economic and Policy Research di Washington.

Infine, ma considerato di grande importanza, come corollario di questa campagna contro il governo venezuelano e il popolo che rappresenta, il 30 novembre il Congresso statunitense ha organizzato un incontro per discutere sulle elezioni e i diritti umani: “Venezuelan Elections at a Time of Human Rights Concerns”. Gli organismi che hanno allestito questo incontro sono la National Endowment for Democracy; Human Rights Watch; la Robert F. Kennedy Human Rights e il Latin American Herald Tribune. In rappresentanza della NED –organismo seriamente messo in discussione per la sua ingerenza negli affari interni del Venezuela [15]- ha partecipato Miriam Kronblith che da molti anni s’impegna ad affermare che in Venezuela impera una democrazia autoritaria giacché, nonostante rispetti i meccanismi formali, sarebbe presente anche “l’abuso di potere” [16]. Di modo che i molteplici plebisciti portati a termine durante i governi di Chávez e Maduro “non valgono” (nonostante si attengono alle norme della democrazia liberale).

Il numero di dati fin qui presentati cerca di contribuire a “demistificare” la teoria della cospirazione, argomento che la destra è solita utilizzare per squalificare le posizioni critiche. Non si tratta di una “cospirazione”, ma di una rete che veglia su determinati interessi che sono stati minacciati in un modo o nell’altro sin dall’avvento di Chávez al governo venezuelano, mediante politiche e programmi che rispondono alle necessità e ai desideri della maggioranza della popolazione storicamente relegata e che oggi sono determinati ad appropriarsi della loro dignità, del loro presente e del loro futuro.

NOTE:

[1] Alcuni materiali che danno notizia di questa complicità si possono reperire nei seguenti documentari: Al Sur de la Frontera, di Oliver Stone (2010); La guerra de Estados Unidos en contra de la democracia, di John Pilei (2007).

[2] Il Wilson Center si presenta come un’organizzazione “indipendente”. Tuttavia, si nutrono dei seri dubbi al riguardo se si osservano i dati delle corporazioni che hanno “regalato” denaro a questa istituzione nel 2014: tra i 100 mila e i 250 mila dollari, Northrop Grumman e Boeign (industria degli armamenti); tra i 50 mila e 100 mila dollari, il Bank of America, Goldman Sachs & Co., Citigroup (principali speculatori finanziari di Wall Sreet); altri donatori (non si dichiarano le somme elargite) sono Exxon Mobile, Shell Oil Company; FedEx; Microsoft; Time Warner Inc., di modo che lo spettro delle donazioni parte dalle principali imprese petrolifere, quelle del software, fino a giungere il mondo dello spettacolo. https://www.wilsoncenter.org/donors.

[3] https://www.wilsoncenter.org/event/transparency-governance-and-foreign-policy-meeting-the-challenge-the-americas

[4] In un articolo pubblicato dalla Brookings Institution, Zovatto (29 luglio 2015) si scrivono affermazioni totalmente erronee come, ad esempio, quella che asserisce che di fronte allo scenario elettorale avverso del 2015, il governo ha deciso di far ricorso alla repressione e imprigionare i membri dell’opposizione. Si veda: http://www.brookings.edu/research/opinions/2015/07/29-venezuela-elections-zovatto. Per quella parte dell’opinione pubblica che è minimamente informata, questa affermazione risulta essere falsa, poiché il processo e la prigionia dei leader dell’opposizione è vincolato alle violenze e alle uccisioni provocate nelle manifestazioni durante il mese di febbraio 2014.

[5] Il CFR è l’espressione più compiuta sull’intimo e fluido rapporto fissato dall’apparato statale per quanto concerne la presa delle decisioni condotta dalla presidenza imperiale. È composto dai rappresentanti del vertice aziendale e finanziario e i loro portavoce del mondo accademico. Saxe Fernandez, John (2006), Terror e Imperio, México, Arena, p. 62.

[6] http://www.cfr.org/venezuela/assessing-venezuelas-economic-strategic-position/p36686

[7] Tra gli sponsor del CSIS troviamo la partecipazione di aziende e fondazioni che donano più di 500 mila dollari: Aramco Services Company,Bank of America, Chevron,Exxon Mobile, Northdrop Grumman; Bill & Melinda Gates Foundation; Smith Richardson Foundation. I contributi che vanno dai 200 ai 400 mila dollari provengono da: Carnegie Corporation, The William and Flora Hewlett Foundation; le donazioni tra i 50 e i 199 mila dollari sono elargite da: The Henry Luce Foundation; The Rockefeller foundation. Tra i donanti governativi sui 500 mila dollari si annoverano: Giappone, Taiwan, Arabia Saudita, Emirati Arabi, USA. Tra i loro esperti segnaliamo a Henry Kissinger e Zbigniew Brzezinsky. Si veda: http://csis.org/support-csis/our-donors/corporations#top

[8] L’Inter American Dialogue è composto da “esperti” provenienti dall’America Latina e gli USA, tra questi si possono annoverare ex presidenti, letterati, accademici, ecc., generalmente vincolati alla destra e al neoliberalismo nella regione come: Fernando Henrique Cardoso, Sebastián Piñera, Ernesto Zedillo, Violeta Chamorro, [Mario Vargas Llosa, N.d.T.] etc. Si veda: http://www.thedialogue.org/experts/

[9] La Brookings Institution, storicamente è uno degli organismi che ha dedicato speciale attenzione ai rapporti tra gli Stati Uniti e l’America Latina, albergando al suo interno a importanti esponenti vincolati alla diplomazia statunitense. Saxe-Fernandez (Op. cit, 116) sostiene che è uno dei principali consulenti del governo, in particolar modo se si tratta di un’amministrazione democratica.

[10] “Il narcoregime del Venezuela è disperato per non cedere le redini del potere il che porterà il paese a un catastrofe, Potrà l’opposizione raggiungere il potere? Qualcuno comprerà la vittoria di Maduro?”

[11] https://www.washingtonpost.com/world/the_americas/venezuela-heads-for-pivotal-election-without-a-referee/2015/11/29/be3f322c-9167-11e5-befa-99ceebcbb272_story.html

[12] http://www.sipiapa.org/notas/1201912-venezuela-elecciones-parlamentarias-el-6-diciembre

[13] http://www.nytimes.com/2015/11/18/opinion/venezuelas-threatened-elections.html?_r=0

[14] http://www.democracynow.org/2015/8/5/the_making_of_leopoldo_lopez_an

[15] Allard, G. e Golinger, E. (2009), USAID, NED y CIA. La agresión permanente, Caracas, Ministerio del poder Popular para la Comunicación y la Información.

[16] Kornblith, Miriam (2013), “Chavismo after Chávez?”Journal on Democracy, vol. 24, n. 3, National Endowment for Democracy & John Hopkins University, pp. 47-61

[Trad. dal castigliano per ALBAinformazione di Vincenzo Paglione]

"En Tiempos de Guarimba"

Conoce a quienes te quieren dirigir

La Covacha Roja

Donde encontramos ideas avanzadas

Pensamiento Nuestro Americano

Articulando Luchas, Cultivando Resistencias

RE-EVOLUCIÓN

Combatiendo al neofascismo internacional

Comitè Antiimperialista

Contra les agressions imperialistes i amb la lluita dels pobles per la seva sobirania

SLAVYANGRAD.es

Nuestra ira no tiene limites. (c) V. M. Molotov

Auca en Cayo Hueso

Just another WordPress.com site

Gli Appunti del Paz83

Internet non accende le rivoluzioni, ma aiuta a vincerle - Il Blog di Matteo Castellani Tarabini

Sociología crítica

Articulos y textos para debate y análisis de la realidad social

Hugo Chavez Front - Canada

Get to know what's really going on in Venezuela

Revista Nuestra América

Análisis, política y cultura

Avanzada Popular

Colectivo Avanzada Popular

Leonardo Boff

O site recolhe os artigos que escrevo semanalmente e de alguns outros que considero notáveis.Os temas são ética,ecologia,política e espiritualidade.

Vientos del Este

Actualidad, cultura, historia y curiosidades sobre Europa del Este

My Blog

Just another WordPress.com site

Festival delle idee politiche

Rassegna annuale di teorie politiche e pratiche della partecipazione civile

Far di Conto

Piccoli numeri e liberi pensieri

Miradas desde Nuestra América

Otro Mundo es Posible, Necesario, Urgente. Desde la provincia chilena

Como te iba contando

Bla bla bla bla...

Coordinadora Simón Bolívar

¡Bolívar vive la lucha sigue!

LaDu

Laboratorio di Degustazione Urbana

il Blog di Daniele Barbieri & altr*

"Per conquistare un futuro bisogna prima sognarlo" (Marge Piercy)

KFA Italia - notizie e attività

notizie dalla Corea Popolare e dalla Korean Friendship Association

KFA Euskal Herria

Korearekiko Laguntasun Elkartea | Korean Friendship Association

ULTIMOTEATRO.PRODUZIONIINCIVILI

Nuova Drammaturgia del Contemporaneo

Sociales en PDF

Libro de sociales en formato digital.

matricola7047

Notes de lectura i altres informacions del seminari sobre el Quaderns de la Presó d'Antonio Gramsci ( Associació Cultural Espai Marx)

Centro Cultural Tina Modotti Caracas

Promoción de la cultura y arte Hispanoamericana e Italiana. Enseñanza y educaciòn.

Racconti di quasi amore

a costo di apparire ridicolo

Ex UAGDC

Documentazioni "Un altro genere di comunicazione"

Esercizi spirituali per signorine

per un'educazione di sani principi e insane fini

JoséPulido

La página del escritor venezolano

Donne in rosso

foglio dell'ADoC (Assemblea delle donne comuniste)

Conferenza Mondiale delle Donne - Caracas 2011

Just another WordPress.com site

críticaypunto

expresamos la verdad

NapoliNoWar

(sito momentaneamente inattivo)

%d blogger hanno fatto clic su Mi Piace per questo: